Seguros para mascotas empiezan a dejar huella

Gastos médicos por enfermedad y accidente, tratamientos dentales, responsabilidad civil por daños a terceros, asistencia legal, gastos funerarios y hasta seguro de vida. La industria de los seguros ofrece cada vez más opciones para tus amigos de cuatro patas.

Compártelo


abogados de seguros - cobro de seguros - abogados en seguros - despacho de abogados - bufete de abogados

Aunque es un mercado incipiente, empresas como Preventum y Seguros S aprovechan que, para muchos, los perros y gatos son un miembro más de la familia. Preventum es el despacho de consultoría que maneja el Grupo Mexicano de Seguros para las mascotas, a través de la que se contrata una cobertura de alguna de las empresas con las que opera.

 

Para asegurar a alguna mascota, debe tener entre 2 meses y 9 años, y estar completamente sana. “El seguro funciona como el seguro de gastos médicos mayores de una persona, los animales deben estar sanos y destinados al campo doméstico, no de trabajo, y contar con su esquema de vacunación de acuerdo a lo que indique el veterinario y con eso se pide la póliza para la atención de salud del animal”, explicó un agente de seguros de Preventum.

 

Explicó que en el caso de accidentes, la cobertura básica ampara, mediante reembolso, los gastos médicos que erogue el asegurado con motivo de los riesgos como atropellamiento, peleas no clandestinas o ilícitas, traumatismos o lesiones sufridas por accidentes, lesiones por acción violenta, súbita y externa, caídas, ingestión de cuerpos extraños, golpe de calor y envenenamiento accidental.

 

En el caso de enfermedades, la cobertura cubre los gastos médicos con motivo de las enfermedades que sufra la mascota y que no se encuentren excluidos por la póliza. En tanto que en el caso de responsabilidad civil se cubrirán los gastos que se deba a un tercero a consecuencia de hechos realizados sin dolo, ya sea por culpa en el cuidado, vigilancia o por agresividad de la mascota. “En las aseguradoras que nosotros manejamos, todos los perros cuestan igual, sean chicos, grandes, de raza o corrientes; no hay diferencia”, dijo.

 

Si bien se trata de un mercado que apenas se abre camino, este tipo de seguros “cada vez es más conocido y quienes lo compran tienen un perfil muy definido: son mujeres solteras sin hijos o matrimonios sin hijos que le agarran mucho cariño a su mascota”, agregó. “Normalmente es un nivel social alto; hay gente que gasta mucho dinero en comida, ropa, accesorios para sus mascotas. Quien compra un seguro a su mascota es porque ya saben cómo funcionan o tiene uno y conoce de los beneficios”.

 

Además, con la contratación de la póliza se entrega un microchip de la marca Avid, empresa pionera en microchips de identificación para mascotas. Es un sistema de identificación que protege a la mascota en caso de pérdida. Está registrado en una base de datos que contiene el nombre, el número de chip que se implantó, el nombre del médico veterinario tratante de la red, un contacto alterno y datos generales del perro o gato.

 

En caso de fallecimiento de la mascota por un accidente o enfermedad cubiertos en la póliza, GMX seguros corre con los gastos de traslado desde el hogar o centro veterinario donde falleció, cremación de la mascota, entrega de cenizas a domicilio en una urna personalizada y certificado de despedida.

 

La aseguradora pagará los gastos funerarios hasta un máximo de mil 500 pesos, aunque el servicio no se presenta en todo el país. Los costos de las pólizas varían dependiendo de la cobertura, pero pueden ir desde 2 mil 100 hasta 4 mil 500 pesos, por coberturas de 25 mil hasta 50 mil pesos.

 

Otras empresas, como Metlife, ofrecen a sus asegurados una póliza adicional para sus mascotas. “Una vez que contratan una póliza de vida o de gastos médicos, le incluyen esa cobertura de mascotas y algo de descuentos por atención médica, emergencias, pero es una cobertura adicional”, explicó Apolinar Caballero, agente de seguros con más de 20 años de experiencia. Agregó que ese beneficio no tiene costo extra, ya que es un plus que ofrece el mismo seguro. “Ese beneficio ya va de cajón en el seguro, no es necesario que lo pidan. Lo que pasa es que, para mucha gente, la mascota es parte de la familia. Como alguien me dijo: ‘la mascota vive aquí y tú sólo vienes de visita’”, expuso.

 

Para la empresa Seguros S, la raza schnauzer es la más protegida, mientras que accidentes, enfermedades y responsabilidad civil son los siniestros más comunes. A un año del lanzamiento de su portal Segumascota, la firma registró un crecimiento de 60 por ciento en la demanda de los seguros para mascotas en el país.

 

Este resultado, indicó, muestra que cada vez existe un mayor interés por parte de los mexicanos en proteger a sus mascotas lo que representa un gran impulso para la industria aseguradora. Ello, explicó, aun cuando se trata de coberturas pequeñas en comparación con las tradicionales.

 

Detalló que las principales razones que sustentan el crecimiento en la demanda de los seguros para mascotas son la facilidad de adquirir el seguro mediante Internet, los diferentes medios de pago (tarjeta de crédito a meses sin intereses, débito y recargable, depósito, transferencia y pago en tiendas de conveniencia); así como los beneficios que ofrece, precisó. “Estamos muy contentos con la aceptación que ha tenido el seguro para mascotas, sobre todo porque vemos que cada vez más personas buscan proteger a sus perros y gatos”, comentó el socio director de Seguros S, Igal Rubinstein.

 

Detalló que además de brindar estabilidad financiera a las familias, este tipo de pólizas ofrecen beneficios como asistencia telefónica veterinaria y terapias complementarias a causa de un accidente, que son valoradas por miles de personas, y que seguirán aumentado la demanda.

 

Para el momento de contratar un seguro de mascotas, Seguros S recomendó cotizar y comparar, conocer lo que incluye cada cobertura, sus deducibles y en qué situaciones aplican, así como resolver cualquier duda que se tenga con la aseguradora antes de contratar. “Vale la pena” En los últimos tres años, Ricardo Gómez ha comprado un seguro para sus tres perros, lo que le incluye vacunas y revisiones periódicas. “Cada determinado tiempo los llevo a vacunar, eso me lo incluye el seguro en una veterinaria de una colonia exclusiva aquí en la ciudad, es un hospital de perros.

 

Incluso, una vez sí tuve internado a uno y sólo pague el deducible”, cuenta. Además, de la cobertura, el servicio es uno de los factores que más satisfecho tienen a este usuario. “La verdad, sí vale la pena; yo he tenido hasta ocho perros en la casa y un gato; ahorita ya sólo tengo tres y el gato. Es una inversión y, si la pueden pagar, yo sí recomiendo que adquieran la póliza porque los animales son parte de la familia”.

Compártelo


Escribir comentario

Comentarios: 0